5 abr. 2011

vacia

Desde la profundidad de mi soledad,
escribo a quien me pueda ayudar.
No ha salir de ella,
no,
sino para que nadie pueda entrar.

No hay comentarios: